Connect with us

Hombre gol

El olfato goleador no es cosa de todos los días en el fútbol moderno. Tener la intuición de donde va a caer el balón, tampoco. Claro que a éstas cualidades hay que sumarle, quizá, la más valiosa: definir con precisión para convertirse en máximo artillero. Los extremistas prefieren llamarlo instinto asesino.

“Goleadores no salen más”, suele decir en cuanta entrevista se le haga a Héctor “Gringo” Scotta, quien posee el récord histórico de convertir 60 tantos en una temporada (1975). Para los que lo recuerdan es palabra mayor.

En la Quinta División del Rojo hay una excepción a la crisis de la raza depredadora. Se trata de Brian Nieva, 18 años, delantero de 176 centímetros que tiene como debilidad destronar al arquero rival…
El joven –está en el club desde el 2002 proveniente del Club Atlético Temperley-, oriundo de Claypole se prende al dialogo con una madurez asombrosa a su edad. Conceptos claros para quién fue en el 2007 el pichichi de todas las Inferiores de Independiente con 18 tantos. Y para demostrar que no fue casualidad, en lo que va de la actual lidera la tabla de artilleros con 21 gritos en 26 partidos (¿No son suficientes pergaminos para estar en Primera?).

-¿Existe algún secreto para ser goleador?
-Trato de adelantarme a los rivales para ganar esa décima de segundo y poder patear. Las mañas para desmarcarse dentro del área son las claves. Y, por supuesto, hay que tener la suerte de lado.

-¿Por qué crees que aún no seduciste a Claudio Borghi?
-Estoy preparado para cuando me toque demostrar mis goles en Primera. No me desespero y trabajo día a día para superarme. Nunca pierdo las esperanzas de que me llame.

-¿A quién admiras en tu posición?
-La verdad que a Fernando Cavenaghi en la etapa en River Plate. Era una máquina de hacer goles con clase. Pero lo más importante: no fallaba.

-En Boca, Martín Palermo alcanzó a Francisco Varallo, ¿Vos vas por Arsenio Erico?
– Uno se pone como meta hacer muchos goles. Sería un orgullo repetir lo que estoy haciendo en las Inferiores. Y quién te dice lo alcance a Erico (risas).

-El apodo Braca lo heredaste de Héctor Bracamonte, ¿vos también tocás la guitarra y cantas como él?
-Me lo puso Rey, un ex compañero, cuando llegué a Independiente y debuté contra Temperley y tuve la chance de convertir. Al siguiente partido que jugamos contra Quilmes mojé dos veces y me quedó para siempre. Pero no toco ningún instrumento musical ni el canto es lo mío. Eso sí, soy de bailar.

El conjunto que dirige Bichi Borghi en 8 encuentros disputados lleva 7 goles, la escases dice presente. Mientras tanto, la mira del punta siempre está calibrada para cobrar con otra víctima… Ahora bien, ¿Cuándo pondrán la mira en él?

Por Diego Tobio para InfiernoRojo.com

#IRTV Milito: “Es necesario rotar”

Actualidad

#IRTV Lágrimas de emoción

Actualidad

El Tomba se vuelve en Barco

Actualidad

Dos averiados

Actualidad

Advertisement
Connect