Connect with us

Un Gobierno ilegítimo que rifa el patrimonio

Ahogado por las deudas y presionado por el socio para que habilite las elecciones, Hugo Moyano y Héctor Maldonado decidieron regalar la ultima Joya del Club.

Y una noche de lluvia, Alan Velasco volvió a brillar y a demostrar que es el único jugador de un plantel diezmado y carente de calidad. La Joya es capaz de hacer levantarse de la silla a cualquier hincha.

Esa misma noche, una dirigencia ilegítima y transitoria, decidió regalarle a un oportunista de turno (por caso el Dallas FC de la MLS) un activo invaluable en unos pocos dólares. Desesperados por hacerse de algo de efectivo, han decidido rifar al mejor jugador del plantel, en una operación oscura y carente de sentido.

Esta gestión, que no ha podido ni pagarle el sueldo a los maestros del colegio, tiene una desesperación tal que son capaces de disponer de un activo estratégico por un dinero escaso que ni siquiera alcanza para pagar las inhibiciones que ellos mismos generaron. Esto, por su parte, es producto del desmanejo institucional que vienen realizando hace años.

Hoy, los hinchas del Rey de Copas, verdaderas víctimas de esta decadencia, quedamos privados de la posibilidad de poder contemplar un jugador de una tremenda calidad. El futbolista es propio del gusto de esta parte de Avellaneda y con un futuro enorme del que disfrutarán los yanquis.

Sabe el socio, que entiende claramente lo que pasa en el Club, que Moyano tira su ultimo manotazo de ahogado. Entrega lo mas valioso que tiene la institución hoy en día, con el único objetivo de intentar perpetuarse en un cargo que ya no ejerce legítimamente. Hoy, si fuera a las urnas, perdería por goleada. ¡Pobre Independiente!

Advertisement
Connect