Connect with us

Caída inesperada

Independiente cayó 3-1 en el clásico de Avellaneda que se disputó en Mar del Plata. Otra vez hubo errores claves en defensa y en el Ruso Rodríguez que aprovechó el rival para marcar la diferencia y ganar. El gol del Rojo lo marcó Juan Martín Lucero. A los 22 minutos fue expulsado Diego Rodríguez Berrini.

Independiente encaró el Clásico de Avellaneda con casi el equipo ideal para luchar el torneo y enfrente, un mix entre suplentes y algún que otro titular lo complicó por momentos, sobre todo cuando Diego Rodríguez Berrini vio la roja directa a los 22 minutos del primer tiempo.

El Rojo había iniciado el encuentro asumiendo la responsabilidad de la tenencia de la pelota y de las acciones en ataque. Y, si bien, no había podido lograr profundidad para dañar a su rival lucía más firme. Los de Azul se aferraban a ser un equipo corto de salida rápida y bien ordenado.

Con diez hombres el Rojo, la cosa cambió. Los de Sava se adelantaron en un tramo de la etapa inicial, pero no lograron tampoco dominar. Así se fueron los primeros 45 minutos, con una igualdad sin goles y bastante paridad.

Ya en el complemento, Independiente había arrancado preocupando a su rival gracias a los movimientos de Martín Benítez y su conexión con Cristian Rodríguez. Así hacía olvidar que estaba con un futbolista menos.

Sin embargo, a los 12 el paraguayo Romero tomó la pelota, sorteó alguna presión y luego, con tiempo pensó y habilitó a Noir que ante la salida del Ruso definió por sobre el arquero. Las espaldas de Toledo y de la línea defensiva de Independiente eran una invitación y recién en el primer cuarto de hora del complemento el rival sacaba ventaja sobre eso.

El Rojo, pese a tener uno menos, fue en busca del empate y lo consiguió. Tiro de esquina corto, gran centro de Gustavo Toledo y, dentro del área chica, Juan Martín Lucero saltó más que todos para el 1-1 parcial a los 24 minutos.

Parecía que Independiente estaba mejor. Es más, en un buen desborde del Cebolla fue Lucero el que no llegó a conectar porque Saja lo anticipó. Instantes después se vio la diferencia del partido. Los de Sava ordenados, bien cerrados en defensa casi sin fisuras y con un arquero sólido. El Rojo, por su lado, con errores en la última línea, con espacios a la espalda de los laterales y con el Ruso que sigue con un nivel muy bajo.

Romero mete un pase bombeado que cae cerca de la medialuna. Víctor Cuesta queda a mitad de camino y el juvenil Lautaro Martínez le gana a Tagliafico. Ingresa en el área y ante la salida desarmada del Ruso marca por debajo del arquero el 2-1. Iban 30 minutos del segundo tiempo y tan sólo un minuto después, otro pase a espaldas de la defensa y es Roger Martínez el que se mete en el área y define al primer palo. El portero del Rojo, bien gracias.

Así, en un par de minutos los vestidos de azul liquidaron a Independiente. Los puntos altos del Rojo o por lo menos, dignos de resaltar, fueron Martín Benítez y el Cebolla Rodríguez. Lo preocupante fue el nivel de la última línea y el Ruso que sigue siendo el eje de la mayoría de las críticas hacia el equipo y el cuerpo técnico. Esta derrota golpea fuerte, pese a ser un amistoso de verano, por la coyuntura y por la cercanía con el comienzo del torneo. Hay que mejorar rápidamente para poder pelear el título. Es lo que queremos. Es lo que exigimos.

Mauricio Isla, la figura de Independiente Mauricio Isla, la figura de Independiente

Independiente – Vélez: Formaciones, hora, TV y árbitro

Actualidad

Así llega Vélez

Actualidad

¿Debuta el pibe Millán? ¿Debuta el pibe Millán?

¿Debuta el pibe Millán?

Actualidad

Un DT que Independiente tiene en carpeta descendió en España Un DT que Independiente tiene en carpeta descendió en España

Pellegrino terminó la temporada con una dura goleada en contra

Actualidad

Advertisement
Connect